Sorry, your browser does not support inline SVG.
Sorry, your browser does not support inline SVG.

Acepta familia de Lesvy Berlín disculpa pública de INCIFO por negligencias en necropsia 

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Compartir:

Acepta familia de Lesvy Berlín disculpa pública de INCIFO por negligencias en necropsia 

“El día de hoy queremos sembrar para que florezca la vida, para que no haya ni una más”, Araceli Osorio.

Luz León

El Instituto de Ciencias Forenses (INCIFO) del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México ofreció una disculpa pública a la familia de Lesvy Berlín Rivera Osorio por la falta de debida negligencia y perspectiva de género en la necropsia que se le realizó a la joven asesinada el 3 de mayo de 2017 al interior de Ciudad Universitaria.

A dos años del feminicidio de Lesvy y aunque de manera tardía, en cumplimiento con la recomendación 1/2018 de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), el director del INCIFO, Felipe Edmundo Takajashi Medina, ofreció las disculpas y reconoció la responsabilidad de la institución por los agravios cometidos al no haber tratado el cuerpo con respeto y dignidad, así como por no haber realizado la necropsia con perspectiva de género ni apegada al protocolo de investigación en los casos de feminicidio.

“A nombre del Instituto de Ciencias Forenses y de quienes intervinieron en la necropsia de Lesvy Berlín Rivera, mujer mexicana, hija, nieta, estudiante de la UNAM y amiga de muchas personas, ofrezco nuestra más sincera y sentida disculpa a su familia por las violaciones a sus derechos humanos que cometimos en su agravio”, afirmó Takajashi.

Además, se comprometió a realizar mejores prácticas en los procedimientos de necropsia y evitar cometer los mismos errores en este tipo de casos.

En el acto también estuvieron presentes el presidente del TSJCDMX, Rafael Guerra Álvarez, y la presidenta de la CDHDF, Nashieli Ramírez Hernández, quien dijo que la disculpa es una acción de satisfacción a la mamá, el papá y los abuelos de Lesvy para reconocer que el INCIFO violó sus derechos humanos.


Asimismo, precisó que deberán implementarse medidas correctivas dentro del Instituto para obtener justicia: “Hubo falta de debida diligencia en el feminicidio, omitió una necropsia con perspectiva de género. Por ello es imperioso contemplar como parte de la reparación, investigar a los servidores públicos involucrados en los hechos y evitar repetición de casos como el de Lesvy”.


Por su parte, la madre de Lesvy, Araceli Osorio, aceptó la disculpa pública con la salvedad de que se dé cumplimiento a la palabra empeñada de impartir justicia, al tiempo que aseguró que el personal forense tiene una deuda con los casos en los que desde el inicio son calificados de suicidio cuando en realidad son feminicidio para reafirmar que así ocurrió en el caso de su hija.

“Nosotras, nuestras hijas confían en ustedes para alcanzar justicia, son una pieza para construir verdad y justicia (…) Porque hay una deuda con las mujeres víctimas de la violencia feminicida. Le exigimos necropsias profesionales, no fue suicidio, fue feminicidio”.

Entre tanto, en su intervención leyó el texto “Frente a lo que desaparece, lo que no desaparece” de la autora Sara Uribe para referir que será la memoria colectiva la que repare y garantice la no repetición: ‘¿Qué cosa es el cuerpo cuando alguien lo desprovee de nombre, de historia, de apellidos? Y yo me atrevo a responder que ese cuerpo es todo, menos lo que como sociedad exigimos legítimamente y por tanto merecemos. Reclamamos un cuerpo con nombre y apellidos, con historia, con un proyecto de vida interrumpido, arrebatado tan violentamente. Es así que a nombre de ella, de su digna memoria reclamamos al INCIFO verdad, rectitud, mística en su trabajo, porque hay una deuda incontable especialmente para con las mujeres víctimas de violencia feminicida”.

Luz María León

Luz María León

Licenciada en Filosofía por la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, periodista enfocada en abordar temas sobre derechos humanos, desapariciones forzadas, violencia de género, feminicidios, megaproyectos y procesos organizativos de los pueblos originarios.